Opium de Yves Saint Laurent, a pesar de su provocador nombre, es una fragancia que usa flores, especias y maderas de inspiración oriental.

No tardó en convertirse en el perfume más vendido y famoso de Yves Saint Laurent. Casi 40 años tras su lanzamiento aún es una de las fragancias más míticas y emblemáticas de todos los tiempos.

Descubre todo lo que necesitas saber sobre este grandioso perfume: su historia, su composición aromática, qué olor tiene y qué opinan las personas que lo usan.

perfume opium yves saint laurent

Ecos de Oriente con Opium de Yves Saint Laurent

El original Opium del 1977 era una compleja mezcla floral aderezada con especias, frutas secas, resinas y maderas. Gracias a él renació con fuerza la familia de perfumes orientales, con una densidad propia de los ochenta.

Su naturaleza barroca, suntuosa, misteriosa y pastosa entremezclava un largo listado de notas aromáticas en una sinfonía riquísima en movimientos, matices, profundidad y sofisticación.

Su fragancia primero se exhibía con notas cítricas, clavo de olor y especias para luego adentrarse en un ahumado, picante y aturdido corazón balsámico con clavo (flor), más especias y otros aceites florales. Todo esto sobre un animalístico y resinoso fondo de maderas aromáticas, ámbar gris, olíbano y mirra.

En 1979 se ganó el favor de los FiFi que la nombraron la mejor fragancia femenina de lujo del año. En 1993 entró en el Hall of Fame de los perfumes más conocidos y vendidos de todos los tiempos.

Desde su lanzamiento, Opium de Yves Saint Laurent sufrió constantes reformulaciones. Algunas se explican por temas legales y ecológicos como la repentina escasez del sándalo de Mysore o la prohibición del uso del ámbar gris. Otras se explican por temas económicos como las fluctuaciones de valor de algunas materias primas más raras.

Pero el golpe final y definitivo deriva de razones sanitarias: la necesidad de adecuarse a los estándares internacionales de perfumería y evitar el uso de sustancias alérgenas cada vez más reguladas y controladas.

La fórmula original utilizaba gran cantidad de eugenol, una sustancia potencialmente alérgena presente en el aceite de clavo de olor y de rosa, que debería corregirse. También se utilizaban otras sustancias como el linalool y el limoneno.

Se hacía cada vez más difícil salvar la fórmula inicial y guardar su esencia. La batalla estaba perdida. Para 2009 Yves Saint Laurent anuncia la reformulación oficial del perfume Opium. La marca discontinúa de forma definitiva la versión antigua, o lo que quedaba de ella.

Como actualmente es muy difícil adquirir la formulación original, veamos con más detalles qué olor tiene la versión reformulada que encontrarás a día de hoy en las perfumerías.


¿A qué huele?

La nueva composición, más delicada, se construye con resinas dulces, esencias florales e inciensos.

Sus tres grandes modificaciones: bajar el protagonismo del clavo, suavizar la marcada personalidad especiada del original y poner mayor énfasis en su naturaleza ahumada con ricos y opalescentes inciensos.

Se echan en falta notas como la ciruela, el clavo de olor, el melocotón, el láudano, el coco y la potencia animálica del ámbar gris. De golpe el resultado se parece solo ligeramente a la fragancia original pese a llevar su mismo nombre, pero poco a poco sí que es posible percibir la conexión hereditaria entre las dos.

En el inicio de esta reformulación se usa principalmente la mandarina y la bergamota aderezadas con un matiz especiado de pimienta que le aporta textura a una salida centelleante. Estas primeras sensaciones elevan los tonos de la fragancia y luego te transportan hacia su naturaleza esencialmente floral, resinosa, aterciopelada y ahumada.

La faceta exuberante de Opium se revela a través de las flores que forman su corazón. Su estructura floral tiene una refinada calidad jabonosa que, en conjunción con las notas ahumadas y el punto terroso del pachuli, rebosa pura clase.

El sensual y cremoso jazmín y la picancia del clavel se acompañan del toque oriental y embriagador de la mirra y se complementan con las maderas aromáticas y demás resinas.

El fondo añade un recuerdo adictivo y un carácter pegajoso sobre la piel con una mezcla de resina de opopónaco, vainilla, pachuli, incienso y ámbar. El resultado es balsámico y dulce, permeado por humos, con una perdurabilidad e intensidad dignas de su predecesor.

Opium de hecho ocupa el 5º puesto en el listado de los 20 perfumes de mujer que más duran en la piel.

que olor tiene

Antes encontrábamos la imagen romántica del Extremo Oriente embotellada en un frasco de perfume. Hoy quedaron solo sus ecos. Pero dejando a un lado las nostalgias y el apego emocional al pasado, la nueva versión tiene méritos propios.

La fragancia se ha depurado de la imagen narcótica y escandalosa de sus inicios pero sigue mostrando lo principal, un exotismo intenso y sensual que conquistó a su público. Técnicamente además es un buen perfume, perfectamente orquestado y balanceado.

Puede tener demasiado bagaje para chicas jóvenes, y probablemente gustará a mujeres algo más maduras y más si son amantes de los perfumes con inciensos. Su olor ligeramente masculino y su esencia balsámica lo transforman en una buena elección también para hombres.

Se puede usar como fragancia de diario en todas las épocas del año, aunque en invierno desprende todo su encanto. Conviene bien para veladas y eventos por su composición exótica que llama fácilmente la atención.

Opiniones sobre el perfume

La tasa de aprobación del actual perfume es excepcionalmente buena: 77%. Lo que viene a decir que casi 8 de cada 10 personas que lo prueban consideran su olor rico.

La reformulación polariza opiniones extremas de amor y odio. Los amantes más fieles del antiguo Opium de Yves Saint Laurent odian la nueva versión con todas sus fuerzas.

Pero los que no eran precisamente admiradores del original por considerarlo cansino, escandaloso y con un olor “pasado de moda” se muestran receptivos a esta nueva formulación.

Las personas más jóvenes que no han conocido el original o solo tienen vagos recuerdos de como era también tienen una postura más abierta a la reformulación, aunque algunas lo encuentren demasiado intenso.

Lo que está claro es que el nuevo perfume Opium está destinado a las comparaciones. Una triste suerte ya que las comparaciones pueden llegar a ser odiosas cuando nos impiden evaluar un perfume en sí mismo, con sus propios méritos y deméritos.

Una de las características de esta versión más apreciadas por los consumidores es el equilibrio entre sus facetas más contemporáneas y su lado más tradicional. Su olor queda en la esfera clásica pero ya no se percibe como ochentero a la vez que tampoco se revela demasiado moderno.

Las personas lo suelen describir como un perfume fuerte, exótico, agradable, sexy, cálido, rico, elegante y misterioso. Su olor a su vez se clasifica como oriental, dulce, floral y ahumado.

Notas aromáticas

Las notas y acordes de la composición que las personas detectan con más facilidad son, respectivamente:

  • Incienso
  • Mirra
  • Especias (mezcla)
  • Flores (mezcla)
  • Pachuli

El frasco

El original frasco de Pierre Dinand ha sido inspirado en los inros, pequeñas cajas de madera laqueada que los samuráis colgaban de sus cinturones. En ellas cargaban especias, sal, hierbas medicinales y a veces el opio que usaban para calmar el dolor de sus heridas.

El packaging también ha sido actualizado por Stefano Pilati y Fabien Baron. Ahora Opium juega con su aspecto más limpio en un frasco que recuerda a una tabaquera china que deja pasar la luz pero la vuelve densa y cálida, en tonos marrones, rojizos y amarillos.

El tapón mantiene el formato del original y se tiñe de dorado, en una referencia al lujo que se asocia con Yves Saint Laurent.

frasco del perfume

La fragancia está disponible en versión Eau de Parfum con vaporizador en tamaños de 30 y 50 ml. También existe la versión Eau de Toilette en los mismos tamaños pero además 100 ml, y el Extrait de Parfum, una versión concentrada en 7,5 ml, 15 o 30.

Como cabría de esperar de Yves Saint Laurent, la línea cuenta con varios productos de belleza: crema corporal, gel de ducha, leche hidratante y el desodorante perfumado en spray.

Perfume Opium de Yves Saint Laurent: una historia escandalosa ~ Editorial Perfumative

Yves Saint Laurent es considerado uno de los diseñadores más importantes del siglo XX. Tras trabajar como director artístico para la casa Dior, creó su propia firma en los años 60 y se centró en la alta costura, alternándola con líneas de prêt-à-porter.

Colaboró con películas y vistió a actrices tan famosas como Catherine Deneuve y Claudia Cardinale. También introdujo por primera vez el smoking para mujer, y algunas de sus colecciones usaron referencias a grandes artistas como Picasso o Mondrian.

También se dedicará a productos de belleza y cuidado corporal al margen de la moda. El primer perfume de la casa YSL es Y, de 1964. En los años 70 dos fragancias icónicas ven la luz: Rive Gauche (1970) y Opium (1977).

En los años 80 la masculina Kouros (1981) o la femenina Paris (1983). De los 90 es la versión masculina de Opium, y en los 2000 podemos destacar Elle o L’Homme, así como varias versiones de sus grandes clásicos.

yves saint laurent opium

Opium se concibe en un momento en que Yves Saint Laurent quería alejarse de las composiciones florales de corte clásico que había lanzado hasta entonces. El estilista deseaba algo más ruidoso y acorde a su espíritu excéntrico e inconformista.

Con la misión de componer lo que vendría a ser una auténtica obra maestra de olor fácilmente reconocible, el francés contrata a los perfumistas Françoise Marin, Raymond Chaillan y Jean-Louis Sieuzac.

El exotismo de la China imperial y el lujo de la opulencia oriental sirven como inspiración. Yves Saint Laurent quiere evocar imperatrices chinas, concubinas, sus colecciones de seda y brocados, sus viajes personales a Asia y una idea de evasión oriunda de sus propias experiencias con el LSD.

Los perfumistas apelan a la alquimia y crean un poderoso cóctel oriental, una apuesta como mínimo osada ya que desde la Segunda Guerra Mundial las fragancias orientales estaban en declive entre los consumidores.

La marca también va a explotar el imaginario de sensualidad de la femme fatale en una composición dramática del tipo diva. Su estilo nada tenía que ver con las colonias naturales, crujientes y refrescantes que estaban de moda en aquellos momentos gracias a la influencia hippie.

Esta nueva fragancia se llamaría Black Orchid. Pero a raíz de ver el frasco en forma de inro rojo elaborado por Pierre Dinand, Yves Saint Laurent declara de forma enfática: “Este va a ser el mayor perfume del mundo y lo vamos a llamar Opium”.

opium original

El diseñador lo presenta a la sociedad de Nueva York en una fiesta de lanzamiento al borde un yate de lujo tan extravagante como la propia fragancia.

Entre acróbatas chinos, cascadas de fuegos y estatuas doradas de Buda, se encontraban artistas y personalidades del jet set como Cher, Andy Warhol, Paloma Picasso, Truman Capote, Diana Vreeland o los habituales del Studio 54.

Su nombre escandalizó al mundo y provocó gran rechazo entre ciertos colectivos que lo consideraban una apología a las drogas y una falta de respeto hacia el conflicto oriental de las guerras del opio. Su nombre incluso será censurado en algunos países.

Reforzando su carácter controvertido y polémico, anuncios publicitarios con la modelo Jerry Hall fotografiada por Helmut Newton con los ojos cerrados, tirada en un sofá y envuelta entre humos, como si estuviera bajo los efectos narcóticos de la droga.

Para finalizar, una acción judicial por parte de Estée Lauder que entendía que Opium era una copia decorada de su Youth-Dew del 1953.

Naturalmente todo esto también sirvió para catapultarlo a una fama y una curiosidad casi instantáneas que lo convirtieron en uno de los perfumes más vendidos de la historia.

En Estados Unidos sus frascos se agotaban de forma continua. Lo mismo pasaba en Europa. No había mujer francesa que no quisiera llevar ese perfume de inmensa sillage y fuerte fijación que se pegaba a la piel y dejaba rastros de su olor en las ropas y en las almohadas.

Con una dirección artística magistral en la concepción y ejecución del líquido, además de una arriesgada estrategia de marketing, Yves Saint Laurent consiguió exactamente lo que ambicionaba con la creación de Opium: establecer un poderoso imaginario de marca.

En poco tiempo su estética potente se tornaría tendencia entre nuevos lanzamientos de otras marcas como Poison de Dior, Obsession de Calvin Klein, Coco de Chanel o Cinnabar de Estée Lauder, este último con un ligero sabor a revancha.

Por cuestiones legales, económicas y sanitarias – algunas secretas, otras anunciadas – la división de perfumería de YSL bajo el mando de L’Oréal fue cambiando a lo largo de los años la fórmula de su perfume más icónico.

Cuando la fragancia ya había perdido mucho de su carácter inicial, había dos opciones: discontinuarla para siempre o crear un perfume totalmente nuevo bajo el mismo nombre.

Yves Saint Laurent opta por la segunda opción y contrata al perfumista Antoine Maisondieu para afrontar el difícil reto de reinterpretar el gran clásico. Maisondieu pasa años desarrollando lo que vendría a ser una especie de homenaje póstumo al perfume Opium original.

Para una nueva fragancia, un nuevo packaging y una nueva campaña publicitaria, de esta vez con la face de Karen Elson y fotografía de Mert & Marcus.

Versiones

Versiones ha habido, y muchas. Durante varios años se lanzó la edición de verano Summer Fragrance, y ha habido también varias ediciones de coleccionista, la última en 2013.

Belle d’Opium es el flanker donde se mezclan olores provocativos como el del tabaco, el incienso o el narguile. Fue discontinuado en 2014 pero aún se encuentra a la venta en algunas perfumerías y tiendas online.

De mediados del 2014 es su última versión: Black Opium, una moderna fragancia de tintes gourmandes con una fusión de café, vainilla y pachuli.

versiones de opium

Publicidad

Actualmente la musa de Opium es la actriz Emily Blunt, aunque muchas mujeres han sido portada de este perfume: Jerry Hall, Kate Moss, Linda Evangelista, Maria Carla Boscono, Malgosia Bela, Karen Elson…

¿Quién no recuerda el provocativo y no menos polémico anuncio que protagonizó Sophie Dahl, con fotografía de Steve Meisel y dirección artística de Tom Ford?

Te dejamos el último anuncio visual para que le eches un vistazo:

Déjanos tus opiniones sobre el perfume Opium de Yves Saint Laurent en los comentarios. Gracias.

© Todos los derechos reservados 2014.
Perfume Opium Yves Saint Laurent: un Clásico Reformulado

Año de lanzamiento: 1977 / 2009

Familia olfativa: Oriental Ligero (subgrupo Clásico)

Perfumista: Françoise Marin, Raymond Chaillan y Jean-Louis Sieuzac (1977), Antoine Maisondieu (2009)

Notas de salida: bergamota, mandarina

Notas de corazón: clavel, jazmín

Notas de fondo: ámbar, pachuli, vainilla

Personalidad: misteriosa, clásica, nocturna

Perfume Opium Precio: 65€ aprox. (por 50ml)

Aprobación de consumidores7.7
Perdurabilidad en la piel9
Proyección (rastro)8.5
Frasco7.7
8.2Nota Final
Puntuación de los lectores: (38 Votes)
7.2

14 Respuestas

  1. GLORIA RODRIGUEZ SUAREZ

    Cómo puedo conseguir el aceite de Opium para el cuerpo?

    Responder
    • Perfumative

      Hola, en la web de Yves Saint Laurent para España no consta la existencia del aceite corporal, como puedes ver en http://yslbeauty.com/es-ES/perfumes/mujer/opium/eau-de-parfum. Es verdad que en Francia, por ejemplo, lo puedes encontrar. A veces las marcas no lanzan todos sus productos en determinados mercados, por eso no se encuentra ese aceite en el Corte Inglés u otras perfumerías de España. Un saludo.

      Responder
  2. Idoya Tomás

    Siento decir. .ya no es el mismo desde su nuevo envase. Ando loca buscando mi opium original. . Me arruinaron la vida.

    Responder
  3. Patrocinio

    Donde puedo comprar la colonia opiun para hombre la use ASE 27 años atrás y no puedo olvidarla la quiero otra ves

    Responder
    • Maria Isabel Fernández Lopez

      Hoy mismo estaba curioseando en Primor y pasó delante de mi un hombre joven , dejo una estela sublime, lo perseguir por la tienda y le pregunté cual era su perfume, no me entendió, le hablé en inglés, me contestó en un acento árabe, que era opio y gentilmente me mostró el perfume en el stand.Era la versión masculina de opiun.Quede obsesionada con la fragancia…..la compraré…..que casualidad!!!!!ahora leo el mensaje de otra mujer obsesionada.

      Responder
  4. Rafaela

    Claro que no es para nada el mismo aroma y en verdad está sumamente distante del original. Su perdurabilidad es muy pobre, aún en la presentación del “perfume”. Eso no me ocurría con la versión antigüa, la original: enigmática y absolutamente majestuosa. Su proyección es pobre, no deja esa estela del aroma que hacía voltear a los demás y preguntar el nombre de esa maravillosa fragancia. Extraño el aroma original, éste era único!, y en realidad lo han variado tanto!, se percibe insistentemente la mandarina. La nueva versión se me antoja usarla para ir a nadar, pues al fin y al cabo, sé que en 1 hora no dejará huella!. A pesar de usarlo en perfume y no toilette (NO DEJA RASTRO), TENGO QUE ESTAR REPONIÉNDOLO EN MÍ DE MANERA CONSTANTE. El frasco sí resulta atractivo pero desgraciadamente añoro el contenido del aroma original. A mi también me arruinaron la vida en cuanto a fragancias absolutamente geniales!!. Es una lástima!.

    Responder
    • Mª del Carmen Méndez

      Totalmente de acuerdo. Yo lo he usado durante más de veinte años y en los dos últimos que compré (eau de parfum) el perfume se había evaporado y solamente quedaba el agua; me sentido completamente estafada; una cosa es reformular manteniendo la esencia y otra muy distinta mantener el nombre de un perfume cambiando por completo su aroma y su fijación. Ni que decir tiene que no he vuelto a comprarlo.

      Responder
  5. Isabel

    Hola, es el mejor perfume que uso, mas o menos desde el año 2004, nunca me falta un frasco grande de opium , siempre me dicen que bien huelo, sobre todo los hombres, saludos

    Responder
  6. socorro

    me encuentro en lima ..busco en todas las perfumerias mi perfume opium y no hay auxilioooooooo donde lo encuentro

    Responder
    • ALICIA GARCIA

      No sè si el opium que usè hasta el año 2000, era la fòrmula antigua o nueva, de todas maneras que delicia de perfume, todas las personas que se me acercaban me decian que les olìa a rico, de todas maneras tampoco conseguìa mi unico perfume el opium, pero mercado libre de Bogotà lo vende y lo manda a domicilio voy a comprarlo. conservo aun un frasco vacio de opium pero conserva el olor.

      Responder
  7. Aide Luna Mejia

    Aroma fascinante! Lo use en los 80 y 90s, guarde un frasco vacío, solo para recordar su aroma, qué pena que no pudieran seguir con la fórmula original, pero no tengo duda de que sea también algo exótico y único, lo buscaré
    Y felicitaciones a los creadores del OPIUM original

    Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.